Las hojas de tu orquídea, normalmente de un verde intenso, se están poniendo amarillas y no sabes por qué. Este proceso puede parecer alarmante, pero antes de preocuparte por tu planta, lee este artículo donde te contamos por qué tu orquídea tiene las hojas amarillas y qué hacer en estos casos. Con Interflora, aprende más sobre el cuidado y cultivo de las orquídeas para que tu Phalaenopsis o cualquier otra orquídea luzca bella y sana.

¿Por qué mi orquídea tiene las hojas amarillas?

Este proceso tiene lugar de manera natural cuando las hojas de tus orquídeas han terminado su ciclo de vida. La planta renueva así las hojas situadas en la parte inferior del tallo y se prepara para una nueva floración. En ese caso deja que se caigan solas o córtalas con unas tijeras limpias.

Sin embargo, si las hojas superiores de la planta se vuelven amarillas y tu orquídea pierde sus hojas, puede ser un síntoma de que hay algo que mejorar en sus cuidados:

Mala iluminación y temperatura

Las orquídeas necesitan mucha luz, pero no directa. Si expones tu planta al sol durante mucho tiempo, sus hojas se vuelven verde claro o amarillo rojizo. Si está expuesta a corrientes o a temperaturas inadaptadas, tendrás hojas amarillas en la orquídea. Su temperatura ideal está entre 18 y 25º C y no soportan las heladas, que pueden causar manchas amarillas en sus hojas.

Falta o exceso de agua

Si no has vaporizado suficientemente las raíces de tu planta, puede que el ambiente no sea tan húmedo como necesita. En cambio, si tu planta tiene un exceso de humedad, las raíces se pueden pudrir y secarse a causa de hongos.

Riego inadecuado

Regar demasiado las orquídeas es un error muy común y una de las causas principales de sus hojas amarillas. Si es el caso, las raíces también estarán podridas y su sustrato demasiado húmedo. Pueden aparecer manchas negras en las hojas, que cambiarán también de textura.

La falta de riego

Se puede también causar hojas amarillas. Si las raíces de tu planta están blanquecinas es que necesita riego.

Enfermedades o plagas

Hay muchas plagas y enfermedades que pueden debilitar tu orquídea y provocar hojas amarillas. Lo más normal es que sean pulgones o ácaros. Las manchas oscuras en sus hojas y la presencia de pequeños animales significa que está enferma debido a las plagas.

¿Qué hacer si aparecen hojas amarillas en mi orquídea?

Si tu orquídea Cymbidium tiene hojas amarillas o si has visto alguna hoja amarilla sospechosa en tu orquídea Phalaenopsis, lo mejor es actuar rápidamente. Para curarla tienes que identificar la causa que provoca el cambio en las hojas.

Si te das cuenta de que tu planta tiene demasiada luz directa, cámbiala de sitio. Si su hoja solo está marchita en una parte, córtala y deja el resto. Si es la totalidad de la hoja la que está amarilla, no la cortes. Ella se caerá sola y si todo va bien, saldrán hojas nuevas y sanas. El lugar donde colocas a tu orquídea es muy importante. Evita las temperaturas demasiado altas o demasiado bajas para tu planta, así como las corrientes de aire.

Si el problema es el exceso de agua, trasplanta tu orquídea a otra maceta con un sustrato seco. Lee nuestro artículo sobre las raíces de la orquídea para saber qué hacer.

Si, al contrario, tu orquídea sufre de falta de agua, puedes realizar un riego por inmersión y dejar después que la planta libere el exceso de humedad. Para saber más, lee nuestro artículo sobre cómo regar una orquídea.

En caso de que tu planta sufra de una plaga o enfermedad, hay que intentar eliminar las hojas y raíces afectadas y trasplantarla. Trátala con productos antiplagas u hongos especiales para plantas.

Puedes recuperar una orquídea con hojas amarillas si reaccionas a tiempo. Ciertas especies requieren cuidados específicos, por lo que es importante que sepas qué tipo de orquídea tienes para cuidarla adecuadamente. Inspecciona tu planta una vez a la semana y no olvides sus cuidados básicos. Si lo que quieres es ofrecer una orquídea, Interflora te propone las plantas más bellas para regalar a esa persona especial. No lo dudes, consulta nuestra oferta y regala delicadeza y elegancia con esta flor.

Dejar una respuesta