Es una de las orquídeas más curiosas por su tamaño, forma y porque, además, a estas plantas les encanta estar colgadas. La orquídea Vanda azul o Vanda coeruela es la más conocida de las orquídeas Vanda, aunque sus flores, brillantes y redondeadas, pueden tener muchos colores diferentes. Interflora te cuenta todas las características de la planta de la orquídea Vanda y los cuidados necesarios para que tu orquídea Vanda resplandezca todo el año.

Características de la orquídea Vanda

Las orquídeas Vanda son orquídeas del género de las epífitas (viven sobre otras plantas o árboles sin parasitarles), aunque también las hay litófitas (viven en las rocas). No tienen pseudobulbos y su planta se desarrolla a partir de un único tallo del que surgen las hojas. Estas suelen ser alargadas y estrechas y se distribuyen en pequeños arcos concéntricos que dan a esta planta un aspecto de escalera muy característico. 

La planta de la orquídea Vanda es aérea, sus raíces, al aire libre, son fuertes y están provistas de pequeños poros. Son largas y abundantes, ya que deben alimentar a una planta de orquídea que puede alcanzar un gran tamaño. Las orquídeas Vanda no poseen pseudobulbos y sus flores aparecen del tallo central, sobresaliendo de las hojas. De una vara floral, pueden aparecer más de 10 flores que se asemejan un poco a las de las Phalaenopsis.

Las especies más conocidas de orquídeas Vanda son la Vanda coerulea (orquídea vanda azul), la Vanda coerulescens (de color azul celeste) y la orquídea Vanda tricolor.  La orquídea Vanda negra es una variedad un poco más rara pero muy bella. Otros colores de la orquídea Vanda son el rojo, el rosa o el amarillo. 

Orquídea Multiflora multicolor 40 CM dès 34.99€
Planta de Orquídea blanca dès 49.99€
Plantas de Orquídea rosa dès 47.99€
Arreglo de Orquideas rosas dès 84.99€

Cultivo y cuidados de la orquídea Vanda

Las orquídeas Vanda son plantas tropicales, que es mejor cultivar en interior. Su origen ya nos da algunas indicaciones sobre cómo plantar una orquídea Vanda, ya que son plantas sensibles a las temperaturas y a la humedad. 

¿Sabes cómo cuidar a una planta de orquídea Vanda? Las Vandas no son las orquídeas más fáciles de cuidar, por lo que son ideales para aquellos que ya tienen un poco de experiencia en el cultivo y cuidados de estas plantas exóticas. Si no es tu caso, te aconsejamos que elijas, entre los diferentes tipos de orquídeas, otras especies más fáciles, como las Phalaenopsis, las Dendrobium o las Cymbidium.

En general las Vandas son orquídeas de invernadero, pero si tienes una Vanda en casa y quieres prodigarle los mejores cuidados, aquí te damos unos consejos:

Macetas y sustrato para las orquídeas Vanda

Estas orquídeas crecen muy rápido en poco tiempo, por lo que es difícil mantenerlas en una maceta. Lo ideal es ponerlas en una cesta de madera u otros materiales, sin ningún tipo de sustrato, ya que prefieren crecer con las raíces al aire. Puedes encontrarlas también en macetas transparentes. Sus raíces pueden llegar a ser muy largas, por lo que es mejor mantenerlas colgadas, eso sí, bien sujetas, porque esta planta puede llegar a ser muy grande. 

Luz, temperatura y situación para las plantas de orquídea Vanda

Las orquídeas Vanda necesitan estar en un lugar bien iluminado pero sin rayos de luz directos. Lo ideal es ponerlas cerca de una ventana orientada al sur cuya luz esté tamizada por una ligera cortina. 

También pueden estar en un porche o galería pero protegiéndolas de temperaturas demasiado bajas, ya que las orquídeas Vanda necesitan calor para prosperar. La temperatura mínima no debe bajar de 10 ºC y la máxima no debe exceder los 35 ºC. Las temperaturas ideales oscilan entre los  20 ºC y los 35 ºC durante el día, y entre los 15 ºC y los 20 ºC durante la noche. Tus Vandas no florecerán si las expones a una temperatura demasiado baja. 

Riego y  humedad de las orquídeas Vanda

La humedad óptima es del 70 al 80 %. La orquídea Vanda soporta mal los ambientes demasiado secos, con humedad por debajo de 60 %. En verano, efectúa vaporizaciones frecuentes sobre las raíces y las hojas y cuélgala encima de otras plantas o cerca de una fuente. 

En cuanto al riego, debe ser frecuente, hasta dos veces al día en función del color de sus raíces. Si están blancas o con un tono plateado, se deben regar hasta que cambien de color. Una vez que han cambiado de color, se espera unos minutos y se vuelven a regar. Se pueden regar por inmersión, sumergiéndolas en un cubo de agua hasta que se hidraten.

Abono de las orquídeas aéreas

Las orquídeas Vanda necesitan un gran aporte de nutrientes para crecer, sobre todo si queremos que florezca de forma habitual. En la época de crecimiento debemos añadir abono líquido para orquídeas, al menos una vez a la semana, en el agua que utilicemos para la inmersión de las raíces. 

A las Vandas que crecen en maceta, se les puede añadir abonos de liberación lenta, además de los abonos líquidos de manera periódica. También deberemos usar abono foliar para la mitad de las vaporizaciones que llevemos a cabo  sobre las raíces. 

Orquídea Multiflora multicolor 40 CM dès 34.99€
Planta de Orquídea blanca dès 49.99€
Plantas de Orquídea rosa dès 47.99€
Arreglo de Orquideas rosas dès 84.99€

Floración de la orquídea Vanda

¿Cuándo florecen las Vandas? Si las condiciones de crecimiento y cuidado son óptimas, las orquídeas Vanda pueden florecer durante todo el año y su floración puede durar varias semanas. Las flores de las orquídeas Vanda son planas y redondas, con colores muy brillantes. En principio, una flor recién abierta tendrá un color pálido. Para que obtenga su hermoso color vivo, hay que colocar las Vandas en un lugar luminoso. A los 10 días las flores habrán alcanzado su tamaño máximo. 

La orquídea Vanda azul puede florecer hasta tres veces al año. Esta orquídea azul puede dar lugar a entre 10 y 20 flores por floración que, después de abrirse, siguen creciendo. Si observas bien, verás que las flores que salieron primero son un poco más grandes que las flores nuevas.

Vanda

Si te encantan las orquídeas y tienes ganas de cuidar una Vanda u otras especies en casa, o de regalarla a alguien a quien quieres mucho, Interflora tiene una selección de las más bellas plantas de orquídea con flores de colores radiantes.  Elige nuestras orquídeas fáciles de cuidar y acompáñalas de una bonita dedicatoria. Nosotros las entregamos a domicilio, cuidando de todos los detalles para que tu regalo sea tan único y original como la planta que regalas. Ofrece bellas orquídeas con Interflora y disfruta de los mejores momentos con tus seres queridos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio