Poder disfrutar de un trocito de naturaleza en casa es un verdadero regalo para los sentidos, al alcance de cualquiera. Solo hace falta un poco de inspiración y algunas ideas para crear un ambiente único en casa. Con motivo del Día Mundial de la Naturaleza celebrado el 3 de marzo, desde Interflora queremos hacer nuestro particular homenaje a esta importante fecha. Por eso, hoy compartimos algunas ideas para llevar la naturaleza directamente a tu casa. ¿Empezamos?

Ideas para conectar con la naturaleza sin salir de casa

Son muchas las ventajas que tiene estar conectado con el medio ambiente. Sin embargo, en nuestro día a día resulta complicado sacar ese tiempo para escaparnos y disfrutar de su cercanía. Para solucionar ese déficit de naturaleza te damos ideas para llenarte de ella en tu propia casa. 

  1. La naturaleza y sus sonidos. La naturaleza no solo nos llega por la vista, también la podemos escuchar. Al colocar una pequeña fuente en casa podrás percibir el sonido del agua y sentir como si el río discurriera a tu lado. Investiga otros sonidos agradables como la lluvia, los pájaros, el viento… 

  1. Jardín o huerto. Si tienes espacio exterior lo mejor será organizar un pequeño jardín. Si no dispones de tantos metros, pero sí de una terraza puedes instalar un jardín o huerto vertical. De esta manera aprovecharás la superficie para ir colocando varias filas de macetas o jardineras.
  2. Más madera. Elige componentes naturales para tu casa. La madera es uno de los principales elementos que dará a tu hogar ese efecto que buscas. Los suelos y los muebles de madera son la puerta de entrada a una casa más conectada con la naturaleza. ¡Disfruta del resultado!
  3. Olor y sabor natural. Las plantas aromáticas resultan excepcionales para tener esa porción de monte en casa. Sus olores te encantarán. Lo mejor es que podrás incluirlas en tus platos más gustosos. Aprende cómo cultivar aromáticas de interior y saca todo su poder.
  4. Centros de mesa DIY. En tu próxima ruta senderista aprovecha para hacer acopio de ramas, piñas, piedras, hojas… Con todo ello confecciona un centro de mesa de lo más original. Solo con mirarlo te transportará al camino de aquel día.

La naturaleza en casa con flores y plantas

La forma más fácil y accesible de tener un trozo de naturaleza en casa es contar con plantas y flores en diferentes rincones. Elige tus favoritas entre nuestra selección de plantas de interior y llena de vida cualquier estancia. Los ramos de flores frescas, además de alegría, también darán ese toque de color que tanto te gusta. Mira cuántas ideas para decorar tu casa con plantas y flores. Te dejamos con algunas de ellas:

  • Ródano y centros de plantas. Sin duda la mejor manera de llevar la naturaleza hasta casa es contar con centros de plantas, como Ródano. Una composición perfecta para colocar en cualquier lugar de tu casa.
  • Borgoña y centros de flores. Sus formas y tonos llenarán de romanticismo y ternura cualquier rincón de casa. Los claveles y rosas que forman parte de esta composición te regalarán instantes en plena naturaleza.
  • Delicadeza y ramos de rosas. Un ramo de rosas frescas no sólo te alegrará la vista sino también el olfato. Las rosas de tallo corto y de diversos colores son lo más parecido a tener un rosal en casa.

Lo más natural en la decoración de tu casa

Para terminar, te dejamos con 5 tips que harán que tu casa respire un aire más natural:

  • Incluye láminas de plantas en las paredes y aprovecha su poder decorativo. Elige tus favoritas y repártelas por el salón, el baño o la cocina. Las ilustraciones botánicas inspirarán cualquier lugar.
  • Verdes, marrones y neutros. Los colores de la naturaleza protagonizan tu casa. Quédate con la paleta cromática de verdes y escoge los que más te gusten. Los tonos ocres y tierra también te trasladan a escenas muy naturales. 
  • Redecora las paredes del salón o el dormitorio con papeles pintados o fotomurales. Decántate por imágenes con árboles, paisajes o flores, y verás qué sensación.
  • Las fibras naturales también nos recuerdan a la naturaleza. Quédate con materiales como el mimbre, el ratán o el yute y llévate alfombras o cestas confeccionadas con estas materias primas.
  • Renueva los textiles de casa y enamórate de diseños con estampas naturales. Las cortinas con tonos neutros y los cojines con motivos vegetales darán la frescura que buscas.

Dejar una respuesta